UC San Diego Health ofrece una novedosa terapia genética para el cáncer de vejiga

lpq" data-slideshow-image-alt="Amirali Salmasi" data-slideshow-image-caption="<p>{/exp:typographee}</p><div>Amirali Salmasi, MD, is a urologist at UC San Diego Health. Photo credit: UC San Diego Health</div>" wp_automatic_readability="2"> lpq" alt="Amirali Salmasi" width="705" height="470"/>

Amirali Salmasi, MD, es uróloga en UC San Diego Health. Crédito de la foto: UC San Diego Health

La Sociedad Estadounidense del Cáncer estima que este año se diagnosticarán 83.000 nuevos casos de cáncer de vejiga y aproximadamente 17.000 morirán a causa de la enfermedad. El NMIBC es el tipo más común de cáncer de vejiga y representa casi el 75% de los casos. Es un tipo de cáncer de vejiga localizado que no ha hecho metástasis ni ha invadido la pared muscular de la vejiga.

“En el pasado, el tratamiento principal para el NMIBC solía consistir en una resección quirúrgica, seguida de terapias en la vejiga, como inmunoterapia o quimioterapia. Desafortunadamente, si estas intervenciones resultaban ineficaces, el curso de acción estándar consistía en la extirpación de la vejiga, lo que plantea un riesgo de morbilidad sustancial”, dijo Amirali Salmasi, MD, profesora adjunta de urología en la Facultad de Medicina de la Universidad de California en San Diego, uróloga en UC San Diego Health y miembro del Centro de Cáncer Moores de UC San Diego. “Este innovador enfoque de terapia genética promete retrasar o incluso eliminar la necesidad de la extirpación de la vejiga”.

Los urólogos de UC San Diego Health han iniciado tratamientos genéticos de vejiga en cinco pacientes hasta la fecha. La dosis de terapia genética se administra una vez cada tres meses en la vejiga a través de un catéter urinario y es una opción de tratamiento para cualquier paciente que ya no responda a la terapia con BCG.